Home Emprendimiento ‘Ayudamos a las firmas con sus negociaciones’: Bimbau | Emprendimiento | Negocios

‘Ayudamos a las firmas con sus negociaciones’: Bimbau | Emprendimiento | Negocios

by Editor
‘Ayudamos a las firmas con sus negociaciones’: Bimbau | Emprendimiento | Negocios

En el sector de la construcción hay procesos que retrasan iniciar con los proyectos, de esta premisa, Juan Saldarriaga sacó la idea de optimizar mediante un marketplace el proceso de compra. Su idea consiguió el respaldo de la constructora Conconcreto.
En entrevista con Portafolio, el CEO para Colombia comentó cómo pasó de un spin-off a una startup en un par de años y los retos para la empresa.

(‘Esperamos que las constructoras se sumen a la tecnología’). 

¿Cómo nació la idea de Bimbau?

Fue una iniciativa de una gestión que yo venía ejecutando al interior de constructora Conconcreto, yo en su momento era el gerente del departamento de abastecimiento logístico de la compañía, y cuando tomé posesión el presidente Aristizábal me retó a que esa área fuera estratégica, donde la eficiencia en tiempo y en costos se lograra a través de la cadena de abastecimiento. Y bueno, esas iniciativas siempre nacen de un dolor, yo había tenido una experiencia en las obras y habíamos encontrado vacíos en la cadena, el cuadro de dolencias, así lo llamábamos internamente. A partir de eso, queríamos hacer el proceso de compras algo estratégico.

¿Cómo salió este proyecto?

El proyecto se presentó en un concurso que se llama ‘Ideas que Valen’, que se hace de manera anual en la empresa, y para ese año fuimos los ganadores.

Nos dimos cuenta con el tiempo de que la necesidad no era únicamente de Conconcreto sino de muchas constructoras del país, y también de América.

(‘Pato, Pato, Gansocks’ repensó la idea de regalar medias). 

En estos procesos hay retraso de 50 años y no ha evolucionado, ahí salió Bimbau en 2019.

Estratégico el proceso, ¿Cómo lo lograron?

Primero identificamos el problema, todos los actores en el proceso constructivo estaba desarticulado, el presupuesto, por un lado, los equipos de compra por otro, y la construcción estaba por otro lado.

Así empezamos el proceso de trabajar todos juntos, y cuando empezamos a trabajar nos dimos cuenta que habían cosas que se podían anticipar y que no había que esperar hasta el momento de la ejecución del proyecto para comprar.

¿En qué momento adquieren autonomía?

Al estar ligados a Conconcreto teníamos grandes ventajas, pero queríamos la independencia para brindar garantía e independencia con otros constructores. Por eso en 2022 pasamos de ser una spin-off a una startup entonces ya hoy somos una empresa independiente y tenemos a Conconcreto como principal inversionista y la idea es empezar a crecer como una statup con un capital de alto riesgo que quiera apostar a nuestra idea.

¿Allí la tecnología cómo ha cumplido su papel?

Creamos en ese momento un market place que permitiera incluir todas las negociaciones que tenía el constructor para que todos los clientes accedieran a ella de una manera fácil sin perder tanto tiempo.

¿Cuáles son los retos que afrontar al ya no estar ligados directamente a la constructora?

La empresa le daba mucho valor, algunos les ha gustado que haya dado un paso al costado y que empezaramos como una startup, a pesar nos dio el capital semilla para que este proyecto saliera adelante. Nos ha ido muy bien en crecimiento y ventas, en termino de usuarios a los grandes le genera confianza que seamos independientes, pero para los medianos y pequeños les era indiferente. Ahora independiente de ello, nos ha ido muy bien.

(‘Emprender es adaptarse a la nueva realidad del mercado’). 

En términos de inversión hemos encontrado una posibilidad muy interesante en Estados Unidos a través de unos inversionistas grandes, están esperando que validemos el producto en el país ya que ellos también tienen ese inconveniente.

¿En utilidades cómo van?

Mas que utilidades hoy en día, tenemos unos datos que nos gusta mencionar, el primero de ellos, es que en el primer año de ejecución nosotros tuvimos unos $500 millones de dólares en transaccionalidad, es alrededor de $2 billones de pesos que pasaron por nuestra página, eso quiere decir que estamos generando valor, además contamos con 100 mil visitas al mes en la página, la recurrencia viene creciendo no solo en Colombia sino en diferentes países, también ya completamos 4.000 proveedores registrados en Bimbau.

Es más, por nuestra empresa se ha transado el 6% del PIB de construcción de Colombia, es muy interesante porque ninguna constructora en el país, eso quiere decir que tenemos a varios constructores transando valores importantes.

¿Su propuesta en cuánto reduce los tiempos?

Hay procesos que duraban días, semanas o hasta meses hasta ahora estamos viéndolos en tiempos muy cortos, que era nuestra intensión.

La eficiencia en procesos logísticos al interior, tanto para proveedores como para constructores se, ha reducido más del 80% del tiempo de aprovisionamiento, un número bastante importante. Y si hablamos en términos de negociación, las compras han logrado mejoras del 5% al 10%.

¿Qué es lo más difícil de emprender en un país como Colombia?

Emprender en este país para nadie es fácil, que para unos resulte sencillo y otros difícil no me parece justo. Por qué no lo es, porque las startup muchas veces afrontan un dolor que nadie quiere aceptar o les cuesta aceptarlo.

Por eso lo más difícil para nosotros es hacerle entender a un constructor que hace cosas maravillosas y que lo que hace lo puede hacer mejor, es nuestro pan de cada día y que una vez que se monten en Bimbau ya no se van a querer bajar, el reto más grande es bajar esa barrera para optimizar esos procesos.

PORTAFOLIO

Fuente: www.portafolio.co

Visitar enlace

Contenido relacionado