Home Economía y Finanzas Ericsson dice que pudo haber pagado al grupo terrorista ISIS en Irak

Ericsson dice que pudo haber pagado al grupo terrorista ISIS en Irak

by Editor
Gráfico de líneas de Trading durante los últimos seis meses en Estocolmo que muestra la caída de las acciones de Ericsson después de los hallazgos de la investigación de corrupción

Las acciones de Ericsson cayeron bruscamente después de que Borje Ekholm, director ejecutivo del fabricante sueco de equipos de telecomunicaciones, admitiera que podría haber realizado pagos a la organización terrorista ISIS en Irak.

Ericsson dijo a última hora del martes que una investigación interna de 2019 había encontrado graves infracciones de las normas de cumplimiento en Irak, incluidos los pagos por rutas de transporte para evadir las aduanas locales.

“Lo que estamos viendo es que se han comprado rutas de transporte a través de áreas que han sido controladas por organizaciones terroristas, incluido Isis”, dijo Ekholm al periódico sueco Dagens Industri el miércoles.

Las acciones de Ericsson cayeron hasta un 14 por ciento el miércoles.

Ericsson pagado más de mil millones de dólares en diciembre de 2019 para resolver Investigaciones criminales y civiles estadounidenses sobre corrupción extranjera en países que abarcan China, Indonesia, Vietnam, Djibouti y Kuwait.

Pero el grupo sueco dijo en octubre, el Departamento de Justicia de EE. UU. advirtió que había incumplido sus obligaciones en virtud de un acuerdo de enjuiciamiento diferido al no proporcionar documentos e información. No está claro si las acusaciones en Irak formaron parte de la violación, pero el país no fue uno de los cinco nombrados en el acuerdo de 2019.

Ericsson dijo que los reclamos de gastos inusuales que se remontan a 2018 provocaron una investigación interna que encontró infracciones graves de sus reglas de cumplimiento y ética por “mala conducta relacionada con la corrupción”.

La evidencia incluía hacer donaciones sin un beneficiario claro; pagar a proveedores sin documentos; utilizar proveedores para realizar pagos en efectivo; viajes y gastos inapropiados; y el uso indebido de agentes de ventas y consultores. También encontró violaciones de los controles financieros internos de Ericsson, conflictos de intereses, incumplimiento de las leyes fiscales y obstrucción de la investigación, agregó la empresa.

Sus investigadores no pudieron determinar el destinatario final de los pagos por rutas alternativas de transporte, pero ocurrieron en un momento en que Isis y otras organizaciones terroristas controlaban algunas de las rutas. La investigación también encontró pagos en efectivo que “potencialmente crearon el riesgo de lavado de dinero”.

El grupo sueco dijo que “no podía identificar que ningún empleado de Ericsson estuviera directamente involucrado en la financiación de organizaciones terroristas”, pero agregó que varios trabajadores “fueron expulsados ​​de la empresa”.

Las revelaciones constituyen una gran dificultad para Ekholm después de que trató de dejar atrás la investigación de corrupción como parte de su reestructuración del grupo sueco, que ha recuperado su corona como el mayor fabricante de equipos de red del mundo debido a su éxito en los contratos de telecomunicaciones 5G.

Steve Peikin, entonces codirector de la división de cumplimiento de la Comisión de Bolsa y Valores, dijo en 2019 que Ericsson se había “participado en un esquema de soborno atroz durante años, que abarcaba varios continentes, al usar fondos para sobornos y canalizar dinero a través de intermediarios falsos”.

Ekholm dijo en ese momento: “Hemos trabajado incansablemente para implementar un sólido programa de cumplimiento. Este trabajo nunca se detendrá”.

Contenido relacionado